Páginas web gratis

Desconfíe de las ofertas y anuncios que ofrecen páginas web gratis y hágase las siguientes preguntas:

  • ¿Por qué alguien está ofreciendo una plataforma de páginas web gratuitas? ¿Dónde está su negocio?
  • ¿Para qué quiero yo una página web?
  • ¿Cuáles son los objetivos que quiero alcanzar con mi página web?
  • ¿Quiero tener un equipo de profesionales con experiencia demostrable que me asesoren y me orienten en mi proyecto web?
  • ¿Qué resulta más caro?
    • ¿Una página web gratis con la que no consigo mis objetivos? o …
    • ¿Una página web con una inversión conocida desde el principio, y que me permite conseguir mis objetivos?
  • Si alguien hace una página web gratis o casi regalada, ¿qué resultados y servicio garantiza? 
  • ¿Cuánto cuesta realmente el tiempo dedicado a hacer una página web gratis con la que finalmente no consigue alcanzar sus objetivos?

En gpisoftware conocemos bastantes casos de personas que han dedicado mucho tiempo y esfuerzo a poner en marcha su proyecto con alguna oferta de páginas web gratuitas, y no han tenido éxito. Algunas han abandonado su idea, otras tras la mala experiencia con estas plataformas han apostado por webnet y el equipo de profesionales de gpisoftware, y han conseguido el éxito de su proyecto.

En más de una ocasión nos han comentado: “Si hubiese empezado desde el primer momento con webnet me habría ahorrado mucho tiempo y esfuerzo”.

Nadie regala nada a cambio de nada.

Puede resultar triste pero es así, nadie regala nada a cambio de nada, simplemente porque en esta vida todo tiene un coste, y si alguien realmente va regalando las cosas, sobretodo si hay que ofrecer un buen servicio en páginas web, acabará teniendo que cerrar su empresa.

Las plataformas de páginas web gratuitas no son una excepción:

  • Algunas ofrecen un producto con limitaciones, sin soporte técnico con el objetivo de que cuando el cliente necesita alguna cosa pase a una versión de pago.
  • Otras ofrecen la página web gratuita el primer año o unos cuantos meses, pero luego el precio ya no es tan atractivo.
  • Unas dicen que son “subvencionadas”, pero en ningún lugar aparece quien las subvenciona.
  • Las hay que obligan a cumplir contratos de permanencia y precios abusivos de los que no informan claramente en un principio.
  • Otras incluyen publicidad en las páginas que se crean.
  • Otras no le permitirán trabajar con su propio dominio.
  • En otras el titular del dominio no será usted aunque haya pagado algo por él.
  • Otras tienen como objetivo principal recoger datos de subscriptores para venderles otros servicios.
  • Otras nos van llevando de un sitio a otro sin conseguir nada.
  • Otras tienen virus informáticos.
  • Y así podríamos hacer una larga lista.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede saber más sobre nuestra política de cookies aquí

Acepto